martes, 10 de marzo de 2009

Cuando las barbas de tu vecino veas pelar...

Hoy he visto la luz. Y no me refiero a la de una linterna indicándome que pare en el arcén, tan familiar para más de un@. Después de esta tarde lo he tenido claro. Esto se va al garete. Y lo digo con conocimiento de causa, asumiendo el riesgo de llevarle la contraria al mismísimo presidente del Banco Central Europeo, Trichet que dice que "el momento de la recuperación está cerca". Digo yo que o no se ha parado "mucho" tiempo -por aquí utilizamos más "poco"- a observar a su alrededor, o bien habrá tenido más suerte que el del bar de abajo y no le habrán interceptado aquel ansiado paquete que venía de Colombia. Mientras, Joaquín Almunia anunciaba que "las previsiones del BCE son bastante preocupantes". Ahí es nada. Como ir de Bruselas a Burkina Faso en un pispás.

He tenido el privilegio de asistir en directo y en exclusiva para quien os atormenta, al discurso de mi peluquero. Sí, habéis leído bien, mi barbero. Cómo no me voy a fiar de un tipo que tiene mi vida en sus manos una vez al mes, desde hace casi veinte años. Ni a tu propi@ herman@ dejarías acercarse a menos de un centímetro de tu cara con una navaja del far west. Lo tiene muy claro. Ayer estuvo viendo una tertulia política nocturna (probablemente ésta) y confirmaron lo que él ya sabía. "Esto se va al carajo. El Gobierno había tomado unas medidas para el primer trimestre del año y ¿tú has visto algo? Porque yo no he notado nada", decía convencido hasta la médula. "No me extrañaría que se carguen a Zapatero. Le van a obligar a dimitir y adelantar las elecciones", concluía mientras agitaba levemente su cabeza a derecha e izquierda. Mi peluquero dixit. Y yo le creo a pies juntillas.

Cita postuaria: "No es la política la que crea extraños compañeros de cama, sino el matrimonio". (Groucho Marx, 1890-1977)

3 comentarios:

Haruki de la Mancha dijo...

Igual deberiamos mantener un poquito la calma, recurrir a lo de que "es una mala racha que pasará", cosa que es irrefutable para pasar a mejor o a peor.
Siempre hubo gente que lo pasaba mal, incluso cuando nosotros no los veiamos, vale, ahora los vemos y parece que son más, eso quiere decir que se acerca el fin de la vida caprichosa que podemos haber llevado?...que tragedia, sobre todo si seguimos pensando de forma caprichosa.

Aneralia dijo...

No me considero una persona caprichosa, todo sea dicho, pero la realidad es tan evidente que negarla sería una infamia. Si algo hay que pedir en estos casos es sinceridad.. a mi las escusas de "esque" y "peroesque" no me sirven si se ven las cosas claras. La gestión económica ha sido un desastre y no me quiero meter en si el modelo capitalista actual es mas o menos acertado, sólo digo que negar la evidencia intentando hacer creer que no es así es de necios. Lo interesante sería aceptar la situación y actuar de forma contundente, tenga la consecuencia política que tenga... no siempre se puede ganar. Por lo tanto estoy contigo Hache... esto se va al garete. Aqui estamos todos jodidos menos los que manejan los billetes.

HACHEctor dijo...

No puedo estar más de acuerdo con los dos. Hauruki: estoy contigo en que no podemos perder la perspectiva y levantarnos cada día con el propósito de disfrutar en algo, aunque sea un ratico. Aneralia: pienso como tú que esto ha sido provocado por el capricho de una minoría que se ha cachondeado del resto del personal, patrocinando sus patrimonios a base de nuestras desgracias. Dicho lo cual, sólo nos queda aprender del ejemplo y tratar de buscar un sistema de garantías que en un futuro, Wall Street no lo quiera, nos sirva de paracaídas para la inmensa mayoría de los currantes modestos.

Os agradezco enormenente el debate.

Besos y abrazos